SAN FRANCISCO -- Los Gigantes lograron lo que querían. Regresar a casa -- no para limpiar sus vestidores. Vuelven para jugar en el AT&T Park, y tienen a sus dos principales abridores listos para enfrentar a los Cardenales.

Si San Francisco quiere de nuevo aguarle la fiesta de postemporada a otro conjunto, ahora tienen la oportunidad.

"A estas alturas solamente estamos entusiasmados de ir a casa para seguir jugando", manifestó el dirigente de los Gigantes, Bruce Bochy.

Por su parte los Cardenales, no están tan contentos, ya que estuvieron cerca de conseguir su segundo título consecutivo de la Liga Nacional ante su afición en el Busch Stadium.

Ahora aumenta la intriga mucho más. Porque las puertas se han abierto para San Francisco. Ryan Vogelsong se vuelve a subir al montículo para el Juego 6 tras una brillante presentación en el Juego 2. Y Matt Cain estaría programado para el Juego 7 si es necesario.

San Luis espera que no llegue a ese punto. Ya están decepcionados por tener que disputar otro encuentro.

"San Francisco en una ciudad maravillosa", indicó el antesalista de los Cardenales, David Freese, "pero hubiera deseado no volver aquí".

Los Gigantes ganaron tres partidos consecutivos en la ruta para sorprender a los Rojos la semana pasada. Para derrumbar a un equipo de los Cardenales con bastante experiencia en sellar juegos de octubre podría ser aún más sorprendente, incluso si los dos últimos juegos son en casa.

Sin embargo, San Francisco necesitará más aporte de varias piezas -- desde Buster Posey, que no ha tenido un buen desempeño, hasta Hunter Pence y Brandon Belt, quien no ha aparecido en la esta postemporada.

Más que nada, los Gigantes esperan que Vogelsong -- quien permitió solamente una carrera y cuatro imparables en siete capítulos del Juego 2 -- tenga otra presentación de calidad y pueda mantener el ritmo que fijó Barry Zito en el Juego 5.

"En ocasiones te preguntas si existe la ventaja de local", señaló el gerente general de San Francisco, Brian Sabean. "En algunos casos, se trata de los bullpens y quién puede tomar la ventaja y controlar al otro equipo para ganar el partidos. Sabemos lo que está en juego y estoy seguro de que Vogelsong estará listo, y si llegamos al otro encuentro, Cain también estará listo".

Para los Cardenales parace un poco extraño calificar este compromiso de vida o muerte, por el hecho de que toadvía tienen la ventaja en la Serie de Campeonato de la Liga Nacional. Pero San Luis está cerca de la llamas si dejan que la serie llegue a un Juego 7, en el que tendrían que enfrentar a Cain.

"Ese sería el tema principal -- 'Ahí vienen los Gigantes'", agregó Freese. "Es bueno para los espectadores, pero desde nuestro punto de vista es decepcionante".