Alexi Ogando (Tony Gutierrez/AP)

SURPRISE, Arizona - Entre las prioridades de los Rangers esta primavera está determinar qué puede aportar el dominicano Alexi Ogando en una temporada completa en salud como abridor.

"Para un Ogando saludable, lo primordial es localizar bien su recta", dijo el coach de pitcheo de Texas, Mike Maddux. "Si se mantiene en salud, es consistente con la localización, desarrolla un buen lanzamiento en cambio y tiene un slider viable, entonces es cuestión de mezclar los tres pitcheos por ambos lados del plato. Pero el comando de la recta es el estándar para todos los lanzadores, especialmente en el caso de Alexi".

Ogando ha hecho un total de 48 aperturas en las últimas tres temporadas y tiene marca de 19-12 con un promedio de carreras limpias de 3.40 en ese tramo. El diestro posee el talento que se requiere para ser abridor, pero está por verse si tiene la durabilidad necesaria para mantenerse en una rotación durante una temporada completa. De no ser así, les sería más útil a los Rangers en el bullpen.

"Si sigo sintiéndome como me he sentido hasta ahora, puedo manejar la carga y lanzar 200 innings", dijo Ogando. "He trabajado fuerte este invierno, justo con ese fin".

Ogando registró foja de 9-3 con efectividad de 2.92 en 17 aperturas en la primera mitad de la temporada del 2011 y fue seleccionado para representar la Liga Americana en el Juego de Estrellas. Pero en la segunda mitad de dicha campaña, su marca fue de 4-5 con un promedio de carreras limpias de 4.48 y pasó al bullpen para los playoffs.

Tras fungir como relevista en el 2012, Ogando se reintegró a la rotación de Texas en el 2013, temporada en la que tuvo marca de 7-4 con efectividad de 3.11 en 18 aperturas y cinco presentaciones como relevista. También ingresó a la lista de incapacitados tres veces el año pasado por tendinitis en el hombro y el bíceps.

"Hay que recordar que de joven Alexi jugó mayormente en los jardines y no desarrolló el brazo de un lanzador", recalcó Maddux.

Ogando hizo su debut en la Liga del Cactus el martes en un juego de escuadras divididas. El dominicano se enfrentó a cuatro bateadores. Permitió un hit dentro del cuadro y ponchó a Jared Hoying con el lanzamiento en cambio que ha viene puliendo en los entrenamientos.

"Creo que Ogando lució muy bien", dijo Maddux. "Llegó atacando. Su recta tuvo bastante vida y su pitcheo rompiente se vio muy bien. Usó cambios consecutivos para conseguir el ponche, pero ese muchacho había visto su recta. Le hace complemento al cambio".

Maddux también está comenzando a ver los resultados del entrenamiento de Ogando durante el invierno y su trabajo con el boricua José Vázquez, instructor de fortalecimiento y acondicionamiento de los Rangers. Ogando está consciente de que no tiene un puesto asegurado en la rotación y que el éxito que ha tenido como relevista lo hace candidato para el bullpen si otros abridores de Texas se destacan más en la pretemporada. El quisqueyano no quiere que eso suceda.

"Quiero ser abridor…ésa es mi meta y estoy trabajando duro para conseguirlo", manifestó Ogando.

"Ogando es todo un profesional", dijo Maddux. "No da nada por hecho. Se enorgullece mucho de su acondicionamiento y hace todo lo que se le pide. Hace un gran esfuerzo. Se nota que ha llegado con una ventaja".